Vicky Velázquez

5 Formas de mejorar las ventas de tu Ecommerce con las Redes Sociales

Las personas ocupan cada vez más tiempo en las Redes Sociales, por lo que diseñar una estrategia de Marketing que plantee usar estos medios para vender más productos de nuestro Ecommerce se ha convertido en fundamental.

En Argentina, el Ecommerce se mantiene en un constante crecimiento. En 2016 creció un 51% en consideración al año 2015, lo que se traduce en 102 mil millones de pesos en facturación, según la CACE. Con estos números, estar presentes en la venta online, competir y llegar a nuestros posibles clientes es un desafío y una oportunidad de negocio muy grande.
Los principales medios para conseguir más visitas al sitio, y que luego se conviertan en ventas, son las Redes Sociales. A continuación, algunos consejos sobre cómo mejorar las ventas de tu Ecommerce.

Desarrollá buen contenido

Parece simple, pero es la clave para atraer a las personas. Ofrecer contenidos de valor y calidad, que no necesariamente sea una publicidad del producto. Hay que pensar qué otras cosas puede querer ver nuestro posible consumidor, qué problema le podemos solucionar, cómo lo ayudamos, cómo lo hacemos sentir más cercano a la marca. No olvidar, además, qué formatos generan más interacción. Esto no significa que haya que invertir un presupuesto millonario en videos, sino que es más relevante que lo que mostramos sea original y de valor.

Dá una razón para comprar

Con mostrar una foto bonita del producto no alcanza. Pensá en por qué deberían querer comprarlo, cómo vamos a motivar a esas personas para que sean nuestros clientes. Con las Redes Sociales se pueden ofrecer cupones de descuento u ofertas especiales para los seguidores. Además de promover las venta, sirve como campaña de fidelización para los compradores.

Respondé a los usuarios

Las Redes Sociales son medios de interacción, por lo que recibir consultas y reclamos será inminente. Ante esto, la respuesta debería ser obligatoria. Un buen servicio de atención al cliente es clave para captar clientes, mantener los actuales y no perder buena reputación de la marca. Se pueden establecer canales específicos de consulta, como Twitter o un chat en el sitio, pero es ideal aprovechar todas las herramientas posibles. Por ejemplo, chat en vivo, mensajes directos, el chatbot de Facebook y otras herramientas que permiten responder automáticamente. Lo importante es atender al público. Pensá en qué percepción tendrían los clientes que entran a un local comercial físico y esperan sin que nadie los atienda o responda sus consultas.

Invertí en publicidad

Con los nuevos algoritmos, invertir en publicidad se hace cada vez más necesario. Esto no implica un gran presupuesto ni hacerlo en todos los medios. La clave es analizar y seguir una estrategia. Podemos optar entre publicidad en Facebook y todas su variantes, también en Google, ya sea en el buscador o a través de banners en su red de sitios, o hasta hacerlo en YouTube. Pero si no tenemos un objetivo ni medimos los resultados, es más probable que gastemos dinero sin sentido y sin conseguir nuevas ventas.

Hacé pruebas constantemente

Aunque, en términos generales, se sabe qué es lo que mejor funciona en las redes también influye quién es el público objetivo. Por esta razón, será necesario probar con varios tipos de contenidos, usar las diferentes opciones de anuncios (se le puede invertir un pequeño presupuesto para la prueba) hasta descubrir cuál es el que deriva en más ventas y, sumado a eso, hacer tests A/B. Solo midiendo y probando llegarás a la conclusión de qué es lo que le interesa a tu audiencia y qué deriva en más ventas. Porque tener miles de seguidores que no interactúan y que no compran el producto tampoco te ayudará.